Si el 2017 no terminó bien para el actor mexicano Eduardo Yáñez, el 2018 tampoco pinta muy bien. Esta semana se dio a conocer que será contrademandado por los enfermeros que cuidaban de su madre María Eugenia Yáñez, tras haber sido acusados de “maltratarla”.

Alejandro Guillen y Monserrat Casas, quienes eran los cuidadores de la señora que ahora se encuentra recluida en un centro de salud, demandarán a Yáñez por despido injustificado, supuestos malos tratos y daños y prejuicios, de acuerdo a lo reseñado en el portal web del diario Basta.

Guillen aseguró que tanto él como su esposa han tratado de todas las maneras posible comunicarse con el actor y su equipo de abogados. Sin embargo, sus esfuerzos no han dado ningún resultado positivo en vista de que Yáñez es un “tipo muy cerrado“.

No hemos podido contactar a Eduardo Yáñez… por el momento nada, vamos a pasar la Navidad bien amolados, porque se han generado muchos gastos por estar pagando a nuestro licenciado. Ahorita lo que estamos esperando es que los abogados de Eduardo terminen de desahogar sus pruebas, para que entonces nosotros entremos a contrademandarlo, porque sí nos tiene que pagar una muy buena lana por daños y perjuicios“, afirmó.

Las acciones legales contra Yáñez se llevarán a cabo a mediados del próximo año debido a que por temporada navideña, los juzgados de la ciudad de México se encuentran de vacaciones.

Este año no ha sido fácil para el actor. Además de este problema, Eduardo Yáñez se vio envuelto en una gran polémica por los “dimes y diretes” que mantuvo públicamente con su hijo Eduardo Jr, quien lo señaló de “drogadicto”.

Aunado a eso, estuvo en el ojo del huracán por pegarle una cachetada al reportero del programa El Gordo y La Flaca, Paco Fuentes, luego de que este le preguntara sobre la situación con su primogénito.

CARAOTA DIGITAL / Vanessa Guzmán

COMENTA ESTE ARTÍCULO

Please enter your comment!
Please enter your name here