Las mascotas necesitan una alimentación de calidad para estar sanas y enérgicas. A continuación te damos algunos tips que un buen alimento debe seguir.

  • Proteínas

Nutriente fundamental en la alimentación de cualquier ser vivo. Cuando el organismo del peludo pasará a ser parte de enzimas, hormonas y secreciones corporales. El objetivo es proteger los tejidos del perro. Las proteínas están compuestas por elementos más pequeños, los aminoácidos, que al unirse mediante enlaces peptídicos forman las proteínas. La calidad de las proteínas que ingiere el animal dependerá de los aminoácidos que la formen. Algunos aminoácidos no son sintetizados por el cuerpo por eso es bueno que el animal los consuma en su dieta o de lo contrario tendrá problemas como la imposibilidad de generar tejidos.

  • Cantidad justa de vitaminas y minerales

Los minerales conforman el 0.7% del peso corporal del animal. Los macrominerales más utilizados son el calcio, el sodio y el magnesio y los microminerales más utilizados son el hierro, zinc, cobre, magnesio, yodo y el selenio. Todos estarán constituidos en su justa medida, pasarse de este porcentaje será perjudicial para el animal. El objetivo de las vitaminas será promover y controlar la variedad de procesos fisiológicos. Aunque no por proporcionarle más a nuestro animal vamos a conseguir mejores resultados si no que le acarrearemos problemas tales como: gasto innecesario o una posible toxicidad.

  • Calcio

Este macromineral tiene como objetivo el control de la presión de los fluidos, la vigilanvia de las funciones celulares, la contracción muscular y la integridad de las estructuras. Si alimentamos al perro con productos de calidad no necesitará un suplemento de calcio. La  deficiencia de calcio viene dada por una dieta BARF o una alimentación exclusivamente cárnica y puede provocarle vómitos, diarreas, deshidratación o anorexia entre otros problemas. Por su parte, el exceso de calcio provocará que crezca más despacio, tendrá una bajada en la función tiroidea y podrán aparecer edemas.

  • Alimento duro es mejor

Los productos alimenticios para perros que existen en el mercado pueden ser: Enlatado 68/78% de humedad; Semihumedo 23/40% de humedad y Seco 6/10% de humedad. La calidad del producto no va a depender de su textura sí que encontramos más ventajas en la seca porque ayudará en la salud dental del animal.

  • La palatabilidad

El correcto alimento para animales deber ser aceptado de buen grado por el peludo. Esto es denominado como “palatabilidad” y es que la comida aparte de tener buenos nutrientes debe estar rica para que el animal quiera comerla. Para esto influirá el olor, la temperatura, la textura, los nutrientes más apetecible como las grasas o la proteína y la costumbre del animal a un producto.

  • Cuidado con la fecha de caducidad

La fecha en la que el alimento para tu mascota va a deteriorarse es muy importante porque puede determinar que la salud de tu pequeño empeore.

  • Dosificación según tamaño y grado de ejercicio

El ejercicio que hace nuestro animal y en su peso para elegir la cantidad de alimento diaria. Lo mejor es que hagamos recomendaciones del veterinario y se sigan las indicaciones que el fabricante escribe en el envase del producto. Si existen cambios en el peso, la salud o el estilo de vida del animal tendrás que hablarlo con el profesional para adaptar de nuevo su alimentación.

COMENTA ESTE ARTÍCULO

Please enter your comment!
Please enter your name here